logo.gif English English - Español Español - Italiano Italiano


Gobierno Corporativo y RSE

    Planificación Estratégica y Gestión por Resultados

    Gestión Estratégica del Mercado

      Finanzas Corporativas

        Gestión del Capital Humano

          Gestión de la Tecnología

            Gobierno Sub-nacional / Desarrollo Territorial

                way.jpg Racionalidad Conceptual y Práctica

                La racionalidad bien entendida empieza con la necesidad de definir operacionalmente este concepto:
                "racionalidad implica tanto el buscar y aceptar la mejor información relevante (racionalidad conceptual), como el articular los fines respecto a ése campo y, el poner en obra los medios más adecuados para conseguir los fines (racionalidad práctica)".
                Por lo tanto, la racionalidad práctica presupone la racionalidad conceptual. No podemos actuar racionalmente en un campo determinado si no somos racionales en obtener información lo más objetiva y verídica posible referente a ése campo.

                Racionalidad Conceptual: información relevante e incremento de la capacidad previsora.

                El obstáculo más grande para mejorar las decisiones en las organizaciones es la insuficiencia de información descriptiva, explicativa, predictiva y de control, fundada científicamente que sirva de base a la elaboración de planes, es decir la racionalidad práctica.
                El análisis macro, la investigación empírica y la información contable e impositiva son las tres vías, que operan como ruptura de la clausura simbólica del "cerebro organizacional". Reemplazan las suposiciones dudosas o equivocadas por saber, es decir, información lo más objetiva y verídica posible en que basar los planes.
                La racionalidad conceptual es considerada como una estrategia de maximización de la capacidad previsora; como recurso que incrementa la habilidad para detectar cambios, comprenderlos, asumirlos y, readecuarse estratégicamente.

                Racionalidad Práctica: lógica, innovación y creatividad en la toma de decisiones

                Así como para que los planes sean realistas es requisito que estén basados en el conocimiento de la realidad, la competitividad de las organizaciones depende sobretodo de las prácticas de gestión utilizadas, y de la capacidad de la governance de renovarlas siguiendo criterios de eficiencia, integrando de manera efectiva las mejores soluciones tecnológicas en la cadena de valor, y un trabajo sistemático de branding para construir una marca fuerte que refuerce la dimensión simbólica de la competitividad organizacional.


                subir
                © 2017 Interservicenet.com | Disclaimer | Webmaster